El Mate Tuerto

"Se fingirá el saber que no se tiene."

Mi foto
Nombre: El Mate Tuerto
Ubicación: Argentina

13 noviembre, 2005

A continuación, una lista arbitraria con los mejores ejemplares del género que su servidor ha tenido el placer de recorrer a lo largo de años de afortunada regularidad digestiva.

1 El Libro del Desasosiego (Fernando Pessoa) Número uno indiscutido. Sus más de 450 fragmentos distribuidos a lo largo de 400 páginas garantizan otras tantas deposiciones felices. El carácter onírico de la realidad, el tedio de la vida, el amor por Lisboa, son algunos de los tópicos que recorre esta obra firmada por el heterónimo Bernardo Soares, gris empleado administrativo (igual que Pessoa) cuya utopía personal consiste en “pensar con el sentimiento y sentir con el pensamiento”.

2 Otras Inquisiciones (Jorge Luis Borges) El matrimonio feliz entre el más alto producto de una mente brillante y el más bajo desecho de unos intestinos prosaicos. 35 exquisitos ensayos facturados por un Borges en su mejor momento (Para los que cuenten con menos tiempo también se recomienda del mismo autor: El Libro de los Seres Imaginarios)

3 El libro de los Monstruos (J. R. Wilcock) Bestiario fantástico y desopilante pergeñado por el genial Wilcock, un modosito poeta al canon de la revista Sur que cambió lengua y patria para reinventarse en Italia como un furioso y eximio fabulador, a la manera de un Esopo en pleno viaje de ácido. 62 monstruos entrañables, mucho más simpáticos que los que abarrotan el matutino. (del mismo autor también se recomienda: El Estereoscopio de los Solitarios, Fati Inquietante y La sinagoga de los Iconoclastas)

4 Los Mitos Griegos de Robert Graves Al menos en la versión divulgada por la colección Biblioteca Personal Jorge Luis Borges, donde se trasuntan los mitos órfico y homérico de la creación, los avatares de los dioses olímpicos, las aventuras de los Héroes y semidioses, la vida de Heracles y el viaje de los Argonautas, sin exceder las dos páginas para cada episodio. Los dolores causados por una dieta de tres días de arroz con queso nunca podrán competir con el castigo de Sísifo o el más banal de los trabajos de Heracles.

5 Las Ciudades Invisibles (Ítalo Calvino) Obra que funda un género: el urbanismo fantástico, al exhibir las 55 ciudades que Marco Polo describe al emperador Kublai Kan ( también protagonista de uno de los ensayos de Borges, El sueño de Coleridge, y quien lo haya leído comprenderá que no por casualidad). Volumen poblado de prodigios y horrores urbanos que remeda la época en que era posible toparse con una ciudad e incluso, habitarla.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal